miércoles, 7 de febrero de 2007

Iluso

Como que me quiere entrar una depresión. El 14 de febrero se acerca y hasta hace un año para mí había sido una fecha totalmente sin importancia durane todo este tiempo. Supongo que es por mi divorcio por lo que me pega más duro esta vez. No quiero parecer cursi, siempre he estado en contra de toda esa mercadotencia.

Quizás sean las condiciones en las que me encuentro actualmente, aunado a que mi cumpleaños está más cerca, como que me ponen más melancólico de lo normal. Aparte de todo esto y para colmo, creo que me estoy enamorando. Y claro, de alguien de quien no debería enamorarme.

Es curioso, nunca creí que volvería a pasar por esto, desde la secundaria que no me pasaba, de esas tonterías de adolescente en las cuales tienes un amor inalcanzable que se queda como platónico porque sabes bien que la otra persona nunca te corresponderá. Una vez más soy el tonto más grande del universo por haberte enamorado de alguien de quien no debería.

Pensé que había madurado y superado todas esas cuestiones, supongo que es un efecto rebote debido a mi separación... incluso tuve un sueño, estabamos juntos. Realmente me sorprendió, por lo regular mis sueños nunca tienen sentido y casi no puedo recordarlos, pero este fue diferente.

Ahora esta rola se vuelve más relevante para mí.

1 comentario:

Raven dijo...

Creo que todos somos adictos a estar enamorados, ¡Y cómo no! es la sensación más cool del universo. Sin embargo, cuando ya no tenemos esa sensación de cosquillitas y revoloteo en el estómago cuando vemos al objeto de nuestros quereres, buscamos a otro objeto que nos haga sentir lo mismo. Dicho objeto puede ser otra persona, un objeto como tal o alguna actividad. Por esto muchos se refugian en un amante, o en el porno, o en el trabajo, o qué se yo.

¿Ya lo sentiste bien? ¿De verdad te estás enamorando? ¿no será como tu dices "las condiciones en las que te encuentras actualmente" lo que te hace creer que estás enamorado?

Yo no lo sé, sólo trato de hacerte reflexionar.

Es triste que estés pasando por estos momentos difíciles. Yo sé lo que se siente, créeme, lo sé. Sin embargo, también se que poco a poco las nubes del cielo se disuelven con el viento y un día, cuando menos lo piensas, puedes de nuevo ver el Sol.